Se volvió guapísimo

Jul 3, 2023 | ◉ Puntos de Vista

Por Ricardo Gálvez del Bosque

En estos días, tras escuchar las declaraciones de ciertos congresistas que fingían ser oposición al proyecto o “Ideario Programa” de Perú Libre, hemos podido constatar un repentino y extraño enamoramiento. De pronto, Waldemar Cerrón se volvió guapo, un partidazo, casi un galán estadista.

No dudamos de que el hermano y mano derecha de Vladimir, sentenciado por corrupto, tenga muy buenos modales y se conduzca con propiedad y relativa elegancia en un Congreso lleno de personajes impresentables y sin una mínima educación o etiqueta. Pero, ¿eso bastaba para que nuestros congresistas de derecha empiecen ese coqueteo público descarado con este personaje?

En política uno debería negociar posiciones, buscar consensos en aras de conseguir implementar alguna política pública a favor de los ciudadanos. Sin embargo, no hay que confundirlo con los piropos convenientes que ahora les hacen ciertos congresistas a personajes – cuyas ideas radicales, supuestamente, rechazaban – como Waldemar Cerrón.

En ese juego lleno de hipocresía y malabares mentales también entran congresistas como Susel Paredes, quien pareciera autodenominarse principista e impoluta, pero que en la realidad no le hace ascos a aliarse con gente como Guillermo Bermejo y el investigado por corrupción y golpismo, Roberto Sánchez. ¿Por qué? Porque dichas alianzas les traen beneficios personales: presidencias de comisiones, más asesores o el baratísimo “mayor tiempo” de exposición en los Plenos.

Ahora que los congresistas están ansiosos por sacarle una tajada a la nueva Mesa Directiva y llenarse de pomposidad y gollerías, el coqueteo se ha vuelto pan de cada día.

“Respeto mucho a Waldemar Cerrón (…) y Bermejo es un cuadro político interesante con buena formación.”

¿Nano Guerra García considerando “interesante” a Bermejo alias “pelotudeces democráticas”? ¿Con “buena formación” el investigado por comprar decenas de celulares para generar revueltas a favor del golpe de Estado de Castillo? Miren ustedes cómo los fraudistas dan un giro de 180 grados, ¡eh!

Por su parte, otro radical de derecha como el almirante José Cueto no se sonroja al afirmar que “Waldemar Cerrón siempre se ha mostrado moderado y no tan radical como otros de su bancada.” ¿Ah sí? ¿Cerrón no es pro-Asamblea Constituyente? ¿Pro estatización? ¿No avaló la corrupción chotana? ¡Imagínense!

Por el otro lado, Vladimir Cerrón no disimula su alegría y sorna con sus declaraciones en redes:

“El Congreso es el campo político donde se ajustan intereses desde diferentes ángulos. Si eso no entiende en política, está muy mal.”

Claro, se olvida que los intereses que se deben ajustar son los del país y de sus ciudadanos, no los puestos y los favores. En pocas palabras, todo se compra y todo se vende. Y así es la política para ellos, así la entienden.

Para fines de mes veremos cómo se acomodan las fichas y cómo la hipocresía es tan fuerte que por un “toma que te doy” se desnuda la precariedad de principios de nuestros congresistas. Todo es un show para este tipo de “representantes”. Un show que pagamos todos los peruanos con nuestros impuestos, para vivir en constante crisis política.

Cerrón debe estar matándose de risa, todos tienen su precio.

 

Imagen: Composición Punto Medio. Imagen principal tomada de https://www.diariovasco.com/alto-urola/urretxu/201606/03/christian-caballero-mister-simpatia-20160603001421-v.html?ref=https%3A%2F%2Fwww.google.com.pe%2F . Congreso tomada de https://www.bnamericas.com/es/noticias/legisladores-de-peru-reanudan-debate-sobre-nuevas-elecciones . Waldemar Cerrón tomada de Congreso Perú.

Más para leer

No hay coronas

No hay coronas

Resulta imperativo ser responsable y exigir investigaciones transparentes para saber por fin la verdad, caiga quien caiga.

La Señora Lunes

La Señora Lunes

“¿A qué mente brillante se le puede ocurrir que sería una buena idea poner a la presidente tirando caramelos como si fuera una piñata?”

Un pequeño PASO para las cúpulas

Un pequeño PASO para las cúpulas

“¿Por qué creemos que lo aprobado por el Congreso es nocivo para la democracia? Lo explicaremos en términos simples”