Los bebés

Abr 15, 2023 | ◉ Puntos de Vista

Por Ricardo Gálvez del Bosque

Tras el repetitivo estallido de escándalos que nos muestran que algunos congresistas recortan, ilegal y delictivamente, los sueldos de sus trabajadores surgen las voces que hablan sobre reformas que necesitamos para evitarlo. Entre ellas se menciona algún mecanismo para que los contratados por el Legislativo sean profesionales de carrera y que se reduzcan aquellos cargos de confianza que dependen exclusivamente del parlamentario.

Dichas medidas podrían ayudar a combatir el problema en un Parlamento que se ha vuelto una agencia de empleos escandalosa, en el que existirían hasta 26 trabajadores por congresista. Una desproporción mayúscula que evidencia que muchos puestos de trabajo son ofrecidos para pagar favores de campaña u otros genéricos. Porque, vamos, ¿por qué un congresista necesita un séquito tan grande? ¿Tan incompetentes son?

Sin embargo, en un país donde suele primar el dicho del “hecha la ley, hecha la trampa”, si bien la legislación es importante, para que ésta tenga resultados es necesario que esté acompañada de un cambio de actitud y comportamiento de nuestras autoridades. Si el recurso humano que maneja el proceso (es decir, las autoridades políticas) está en situación de podredumbre moral, cualquier reforma o mejora jurídica puede llegar a caer en saco roto.

Solo para poner un ejemplo, el ex congresista Urtecho ya tuvo en el pasado problemas legales y penales por haber recortado el sueldo de sus trabajadores. Es de público conocimiento que esa práctica es ilegal y constituye un delito grave que puede terminar con el que lo comete en prisión. A pesar de esto, congresistas como Katy Ugarte, Magaly Ruiz, Rosío Torres y María Cordero hacen caso omiso a los precedentes, les importa poco la ley, y aparentemente seguirían cometiendo ese delito.

Resulta increíble que tengamos que tratar a nuestros políticos como bebés. Estamos en el plan de proponer que alguien les elija a sus trabajadores “porque sino roban”. Se les prohibe la reelección porque si no se atornillan en el puesto y se vuelven especialistas en robar. Implementamos mil requisitos y audiencias públicas para que no cometan tráfico de influencias. Se les exige que la Corte Suprema sea la que levante la inmunidad porque si no delinquen con impunidad. Hay que hacer que la Comisión de Ética sea externa porque si no hacen de las suyas y se blindan. ¿Hasta cuándo? ¿Cuál es el límite?

Urge que pongamos de nuestra parte y seamos más responsables a la hora de elegir a nuestras autoridades. Cualquier reforma o ley que los limite no servirá de mucho si es que seguimos eligiendo a gente de dudosas credenciales éticas y morales. Tenemos que ser consecuentes y castigar a los partidos políticos que ponen, inescrupulosamente, entre sus listas de candidatos a personas que delinquen en el poder. Si no lo hacemos, o si no sufren las consecuencias de su irresponsabilidad y complicidad, ¿qué incentivos tendrán para corregirse?

 

Imagen: Composición PUNTO MEDIO. Bebés tomada de https://theconversation.com/pandemic-babies-how-covid-19-has-affected-child-development-155903 . Congreso: Congreso de la República

Más para leer

No hay coronas

No hay coronas

Resulta imperativo ser responsable y exigir investigaciones transparentes para saber por fin la verdad, caiga quien caiga.

La Señora Lunes

La Señora Lunes

“¿A qué mente brillante se le puede ocurrir que sería una buena idea poner a la presidente tirando caramelos como si fuera una piñata?”

Un pequeño PASO para las cúpulas

Un pequeño PASO para las cúpulas

“¿Por qué creemos que lo aprobado por el Congreso es nocivo para la democracia? Lo explicaremos en términos simples”